schermafbeelding_2021...

Acerca de nosotros 

Somos Cultius Gaxas, una empresa familiar formada por nuestro padre, Jordi Gaxas, de 75 años, mi hermano Xavier, de 47, y yo, Jordi, de 49. Mi hermano y yo somos la primera generación de la familia que se dedica al 100 % a la producción de plantas ornamentales. En la época de mi abuelo se cultivaban verduras, y mi padre, en lugar de pasar de las verduras a las flores cortadas, se pasó a las plantas en maceta. Nuestras plantas en maceta siempre se han comercializado a través de @Corma, Cooperativa de Plantas Ornamentales del Maresme, Barcelona.

El vivero está situado entre los municipios de Premià de Dalt y Vilassar de Mar, y tiene una superficie de tres hectáreas y media. Cultivamos principalmente plantas de flor: Osteospermum, Pelargonium y Felicia. Además, tenemos plantas de flor de verano (Pentas Platycodon y Crossandra), poinsettia para Navidad, y desde hace tres años también producimos suculentas y plantas verdes.

¿Por qué decidió entrar en la empresa familiar?

La casa familiar siempre ha estado en la finca. Siempre hemos vivido aquí y siempre hemos estado rodeados de esto. Al principio, cuando éramos niños, mi abuelo cultivaba tomates, patatas, lechugas, es decir, todo tipo de verduras. Más tarde nos dedicamos al negocio de las plantas ornamentales, en el que hemos estado implicados desde pequeños, creciendo al mismo tiempo que el negocio. Para nosotros, el negocio forma parte de nuestra manera de vivir.

Nos apasiona este mercado. Ver todo el proceso, desde los esquejes, verlos crecer, el trasplante, el crecimiento de la planta y el resultado final. Conseguir un buen producto que satisface al cliente final es muy gratificante. Te hace sentirte orgulloso de su trabajo a nivel personal.

schermafbeelding_2021-04-28_om_09.56.08.jpg (copy)

¿Qué fue lo primero que cambió?, ¿por qué?

Cuando mi hermano y yo nos hicimos cargo del negocio, teníamos muy claro que todo el trabajo era muy físico, y que teníamos que empezar a mecanizar.

Lo primero que hicimos fue modernizar el sistema de riego, ya que no había válvulas de solenoide. Esto era esencial para reducir las horas de trabajo y disponer de más control sobre el cultivo. Empezamos a implantar sistemas de riego automatizados, máquinas de plantación y, posteriormente, máquinas para transportar los carros de plantas por el vivero. Y hemos seguido inventando, bueno, modernizándonos, para ser más eficientes y poder producir un mejor producto con menos esfuerzo.

schermafbeelding_2021-04-28_om_09.56.08.jpg (copy1)

¿Qué consejo le daría a otras personas que se plantean entrar en una empresa familiar o hacerse cargo de ella?

Les recomendaría que la decisión de entrar en una empresa familiar del sector ornamental tiene que hacerse con ilusión y pasión, no solo pensando el lado económico, por así decirlo. Aparte de los posibles beneficios económicos, tenemos que recordar que estamos trabajando con material vivo, por lo que estamos contribuyendo a crear naturaleza y, por lo tanto, a aumentar la cuota verde en el mundo, que actualmente está bastante dañada. Económicamente, si las cosas se hacen con ilusión y dedicación, con una buena visión empresarial, al final se conseguirá la viabilidad y el éxito.

schermafbeelding_2021-04-28_om_09.56.08.jpg (copy1)

¿Qué le depara el futuro?

Nuestro sueño es que la gente se aficione aún más a tener plantas en su casa, porque al final tener plantas en tu casa es una manera de llevar un poco de naturaleza a tu hogar. Evidentemente, esto significa que podemos seguir produciendo más y más plantas, con el consiguiente rendimiento económico, que es esencial para seguir creciendo y para poder mantener nuestra empresa familiar. 

Entendemos que un mundo más verde influye en los valores de las personas. La esperanza es que la gente eche un poco el freno, que no todo sea crecimiento tecnológico, y que podamos vivir la vida en entornos más naturales que ahora. 

También nos enfrentaremos a desafíos en el futuro, como encontrar nuevas variedades, crear nuevas colecciones. Empezamos sobre todo con plantas de flor, y ahora tenemos toda una colección de plantas verdes y suculentas, como parte de una marca llamada @Crasascollection. Tenemos una cuenta de Instagram y esperamos que sea una línea de plantas para cultivar en casa. Plantas verdes, suculentas, de bajo mantenimiento, decorativas, bonitas, con un bajo consumo de agua y más sostenibles. La esperanza, y a la vez el desafío, es que este proyecto tenga éxito, y que podamos llenar de plantas los hogares de todos, aportando algo de verde a sus vidas.

naar_boven.jpg (copy)
fill_1_copy_2.png (copy) foto7 (copy)

Generaciones: El padre Jordi (centro) y los hijos Jordi (izquierda) y Xavier Gaxas (derecha)

Vivero: Cultius Gaxas

".jpg (copy4)

Conseguir un buen producto que satisface al cliente final es muy gratificante. 

kruis-zwart.png (copy2)
foto7 (copy)
".jpg (copy4)
fill_1_copy_2.png (copy)

Conseguir un buen producto que satisface al cliente final es muy gratificante. 

Vivero: Cultius Gaxas

Generaciones: El padre Jordi (centro) y los hijos Jordi (izquierda) y Xavier Gaxas (derecha)

Acerca de nosotros 

Somos Cultius Gaxas, una empresa familiar formada por nuestro padre, Jordi Gaxas, de 75 años, mi hermano Xavier, de 47, y yo, Jordi, de 49. Mi hermano y yo somos la primera generación de la familia que se dedica al 100 % a la producción de plantas ornamentales. En la época de mi abuelo se cultivaban verduras, y mi padre, en lugar de pasar de las verduras a las flores cortadas, se pasó a las plantas en maceta. Nuestras plantas en maceta siempre se han comercializado a través de @Corma, Cooperativa de Plantas Ornamentales del Maresme, Barcelona.

El vivero está situado entre los municipios de Premià de Dalt y Vilassar de Mar, y tiene una superficie de tres hectáreas y media. Cultivamos principalmente plantas de flor: Osteospermum, Pelargonium y Felicia. Además, tenemos plantas de flor de verano (Pentas Platycodon y Crossandra), poinsettia para Navidad, y desde hace tres años también producimos suculentas y plantas verdes.

schermafbeelding_2021...

¿Por qué decidió entrar en la empresa familiar?

La casa familiar siempre ha estado en la finca. Siempre hemos vivido aquí y siempre hemos estado rodeados de esto. Al principio, cuando éramos niños, mi abuelo cultivaba tomates, patatas, lechugas, es decir, todo tipo de verduras. Más tarde nos dedicamos al negocio de las plantas ornamentales, en el que hemos estado implicados desde pequeños, creciendo al mismo tiempo que el negocio. Para nosotros, el negocio forma parte de nuestra manera de vivir.

Nos apasiona este mercado. Ver todo el proceso, desde los esquejes, verlos crecer, el trasplante, el crecimiento de la planta y el resultado final. Conseguir un buen producto que satisface al cliente final es muy gratificante. Te hace sentirte orgulloso de su trabajo a nivel personal.

schermafbeelding_2021-04-28_om_09.56.08.jpg (copy)

¿Qué fue lo primero que cambió?, ¿por qué?

Cuando mi hermano y yo nos hicimos cargo del negocio, teníamos muy claro que todo el trabajo era muy físico, y que teníamos que empezar a mecanizar.

Lo primero que hicimos fue modernizar el sistema de riego, ya que no había válvulas de solenoide. Esto era esencial para reducir las horas de trabajo y disponer de más control sobre el cultivo. Empezamos a implantar sistemas de riego automatizados, máquinas de plantación y, posteriormente, máquinas para transportar los carros de plantas por el vivero. Y hemos seguido inventando, bueno, modernizándonos, para ser más eficientes y poder producir un mejor producto con menos esfuerzo.

schermafbeelding_2021-04-28_om_09.56.08.jpg (copy1)

¿Qué consejo le daría a otras personas que se plantean entrar en una empresa familiar o hacerse cargo de ella?

Les recomendaría que la decisión de entrar en una empresa familiar del sector ornamental tiene que hacerse con ilusión y pasión, no solo pensando el lado económico, por así decirlo. Aparte de los posibles beneficios económicos, tenemos que recordar que estamos trabajando con material vivo, por lo que estamos contribuyendo a crear naturaleza y, por lo tanto, a aumentar la cuota verde en el mundo, que actualmente está bastante dañada. Económicamente, si las cosas se hacen con ilusión y dedicación, con una buena visión empresarial, al final se conseguirá la viabilidad y el éxito.

schermafbeelding_2021-04-28_om_09.56.08.jpg (copy1)

¿Qué le depara el futuro?

Nuestro sueño es que la gente se aficione aún más a tener plantas en su casa, porque al final tener plantas en tu casa es una manera de llevar un poco de naturaleza a tu hogar. Evidentemente, esto significa que podemos seguir produciendo más y más plantas, con el consiguiente rendimiento económico, que es esencial para seguir creciendo y para poder mantener nuestra empresa familiar. 

Entendemos que un mundo más verde influye en los valores de las personas. La esperanza es que la gente eche un poco el freno, que no todo sea crecimiento tecnológico, y que podamos vivir la vida en entornos más naturales que ahora. 

También nos enfrentaremos a desafíos en el futuro, como encontrar nuevas variedades, crear nuevas colecciones. Empezamos sobre todo con plantas de flor, y ahora tenemos toda una colección de plantas verdes y suculentas, como parte de una marca llamada @Crasascollection. Tenemos una cuenta de Instagram y esperamos que sea una línea de plantas para cultivar en casa. Plantas verdes, suculentas, de bajo mantenimiento, decorativas, bonitas, con un bajo consumo de agua y más sostenibles. La esperanza, y a la vez el desafío, es que este proyecto tenga éxito, y que podamos llenar de plantas los hogares de todos, aportando algo de verde a sus vidas.

naar_boven.jpg (copy)
naar_boven.jpg (copy2)

Acerca de The Green Times

ICL le informa de todo lo que ocurre en el mundo la horticultura ornamental a través de la revista The Green Times. Nuevos desarrollos, nuevas visiones e historias impactantes sobre y para los cultivadores profesionales de todo el mundo.
Pantalla completa